Peer Coaching: Ventajas y claves

¿Qué es el Peer Coaching?

El peer coaching (o coaching entre iguales) consiste en que dos compañeros (o más) se reunen regularmente para aprender mutuamente a mejorar sus habilidades y superar cualquier obstáculo.

Durante las reuniones de peer coaching, una persona actúa como coach de la otra, escuchándola y guiándola para ayudarla a crecer profesionalmente. ¡Y luego se intercambian los papeles! La persona guiada se convierte en coach, y la que antes era coach pasa a ser guiada.

Ventajas del peer coaching

Las ventajas del peer coaching frente a la mentorización o el coaching tradicional son:

  • Fomenta la cooperación y la confianza entre compañeros
  • Las situaciones y desafíos resultan más cercanas para ambas partes
  • Más facilidad para encontrar alguien de quien aprender.

Ya te parece interesante, pues anímate a ver nuestra píldora.

CONOCER PÍLDORA

Claves para ponerlo en marcha

Clave 1: Fijar unas reglas básicas

Establecer unas reglas básicas en la relación entre las personas que intervienen en el peer coaching para que sea un éxito y no haya malentendidos.  Esas reglas básicas se refieren a 4 cuestiones:

  • Comprometerse en la relación y confiar en la otra persona
  • Fijar unos objetivos claros y precisos
  • Establecer un calendario de reuniones
  • Repartir el tiempo de los roles durante la reunión al 50/50

La primera cuestión es que resulta fundamental que haya un compromiso firme por ambas partes y una confianza mutua. Si una de las personas no se toma en serio su rol o no confía en la otra, le está haciendo perder el tiempo.

La segunda regla básica es fijar unos objetivos de aprendizaje claramente enunciados y delimitados en el tiempo.  Por ejemplo: Desarrollar una campaña de éxito para pequeñas empresas este año, o sacar adelante una acción de mejora el próximo cuatrimestre.

Los objetivos claros evitan malentendidos sobre qué es lo que se pretende conseguir. El objetivo “ser un mejor profesional” podría entenderse como escalar puestos en la empresa, o como desempeñar mejor su puesto actual. Esa ambigüedad puede conducir  a posteriores reproches entre las personas del peer coaching.

La tercera regla básica es señalar en un calendario las fechas de las reuniones y tratar de respetarlas. Mantener un contacto regular permite afrontar los problemas antes de que se hagan muy grandes, y fortalece la relación.

La cuarta regla básica es repartir el tiempo de los roles durante la reunión al 50/50. Da igual si la reunión dura 10, 30 o 60 minutos:  ambas personas han de tener la oportunidad de actuar como coach y de recibir guía la misma cantidad de tiempo

Clave 2: Pregunta, no ordenes

El “Peer coaching” no consiste en hacer el trabajo de la otra persona y ordenarle qué hacer, sino en guiarla para que encuentre sus propias soluciones.

¿Por qué preguntar en lugar de ordenar?

¿Qué es lo que ocurre cuando te dan una orden?

  • Dejas de pensar en soluciones porque ya te han dado una
  • Tratas de cumplirla con el mínimo esfuerzo.

¿Qué es lo que ocurre cuando te hacen una pregunta?

  • Tu cerebro se pone a pensar en todas las posibles soluciones
  • Te esfuerzas al máximo en poner en marcha la solución porque la haces tuya

¿Te parece interesante y te gustaría que los profesionales de tu empresa lo pusieran en marcha? Te invito a ver cómo desde Fidelia Group creemos que se puede concienciar y dar las herramientas de Peer coaching necesarias para que se pongan con ello ya.

CONOCER PÍLDORA

Enlaces de interés:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *